Nogales, Sonora – El alcalde Jesús Pujol Irastorza se reunió con los once regidores que votaron en contra de que el Municipio firmara un convenio con el Instituto del Suelo Sustentable (INSUS) para la adquisición del predio Centauro de la Frontera.

Lo anterior, con el objetivo de trabajar juntos en resolver los aspectos que presentaron como argumentación los ediles durante la polémica sesión de Cabildo llevada a cabo el pasado mes de enero.

En la reunión, también estuvieron presentes la Síndico Municipal, Julia Patricia Angulo Solís, así como la Directora Jurídica del Municipio, Silvia Yesenia Baqueiro Valenzuela, quienes junto al Presidente Municipal intercambiaron información con los ediles, y establecieron el compromiso de mantener el diálogo para lograr los acuerdos en torno a la adquisición de dicho predio de cerca de 500 hectáreas en el cual se encuentra el cerro La Pirinola.

A través de sus redes sociales, Pujol Irastorza agradeció a los once regidores la disposición al diálogo y al trabajo conjunto para dar solución a las inquietudes que exponen los ediles en cuanto al convenio de compra venta, resultado de una renegociación que logró Sindicatura Municipal y que se traduce en un ahorro de más de 50 millones al municipio.

“Tenemos claro que lo más importante son las coincidencias, y que todo el esfuerzo se traduzca en beneficio y desarrollo para los nogalenses”, publicó el alcalde de Nogales.

Recientemente, el Municipio de Nogales recibió un requerimiento de parte de INSUS por el pago de 91.4 millones de pesos, correspondiente al proyecto de constitución de reservas territoriales firmado en 2010 entre la adminsitración de ese año y el Gobierno Federal, y que a la fecha no ha sido cumplido por parte del municipio.

Tras una renegociación con INSUS, se propone un nuevo convenio en el cual el municipio pagaría 37.5 millones de pesos por este predio, el cual es considerado como un lugar emblemático de Nogales.